20120717

A LA SOMBRA DEL EGO


A veces escucho: “Esta persona tiene mucho carácter, sí que tiene futuro”.El oir este tipo de expresiones me produce preocupación, pues parece, que el que tiene el ego más desarrollado y se adapta menos a las circunstancias, pretendiendo que todo se adapte a él, es el bueno. ¡Qué enorme error, cuánta vanidad, cuánto Egoísmo!.
Ahora te pido que reflexiones un poco sobre la importancia de disminuir nuestro ego, para desde una perspectiva más global, interdependiente y solidaria, poder relacionarnos con los demás y con la sociedad. No escuches las instrucciones vulgares de la sociedad de: sé competitivo, consume, piensa sólo en ti. Aleja esto durante un rato y ábrete a una dimensión más solidaria y también que te trae personalmente un beneficio verdadero, último.
Si meditamos en el Amor y la Compasión sinceramente, todos estos valores positivos, se desarrollarán de forma natural.
Tenemos una luz en nuestro interior, que puede brillar y beneficiar a todos los seres, sólo tenemos que eliminar todo lo que la oscurece y no la deja iluminar. Ese es nuestro trabajo, debemos luchar por nuestro despertar o brillar, para beneficio de todos los seres.
Porque gracias al Amor ,a  la Compasión y también gracias a la Sabiduría, podemos hacer que todo funcione bien, y para que todo funcione bien, ineludiblemente, nuestro ego negativo debe eliminarse, y debe potenciarse el yo positivo, que ve a los demás y a nosotros como igual de importantes.
No es para asustarse el querer que nuestro Ego disminuya, pues no significa disolverse en el espacio y desaparecer, ni dejar de actuar. Nuestro Ego disminuye, pero a la vez, gracias a ello comprendemos mejor nuestra situación en el mundo, nuestro papel en la sociedad y qué es lo que debemos hacer para que todo funcione mejor.